viernes, 11 de febrero de 2011

Dance Danceae

Está claro, los movimientos sociales derivados de la música house nunca han tenido muy buena prensa. Por ejemplo en el Reino Unido a mediados de los 90's la prensa británica se esforzó mucho en dejar muy claro al resto del mundo que Inglaterra sonaba pop, sonaba a Oasis y a Blur, formaciones de chicos guapos y malotes con el pelo tapándoles los ojos. Pero en realidad Inglaterra era acid, era house, era drum'n'bass, era una rave viviente. Pero eso no quedaba bien. 

Pero, ¿por qué no quedaba bien? ¿De dónde sale toda esa mala prensa? -"De las drogas"- estaréis pensando muchos. Pues yo discrepo. Al rock también se le han asociado las drogas y en cambio el consumo de la música rock se ve como mucho más "sano" que el de música electrónica. Y es que la demonización de la música dance proviene de hace muchos, muchos, muchos años, cuando se empezó a cocer toda la estructura de la cultura occidental. 

Sí, tíos, Sócrates y Platón fueron los que empezaron con todo esto dejando muy claro que la palabra era bella, era virtuosa y perfecta, mientras que los sonidos más materiales, más percusivos, más de entrañas, provocaban emociones y reacciones que escapaban de la razón y se rendían al placer más terrenal... Y eso para ellos era caca. Era no tener control sobre lo que podía pasar, y eso daba miedito.

Mirad lo que escribió Platón por boca de Sócrates: 

"No se aceptarán las músicas relajantes, con tendencia a estimular la ebriedad, la debilidad, o el descanso. Sólo música sencilla, conservadora, que estimule la sobriedad, el valor militar, y la autodisciplina. Rechazamos las expresiones musicales con ritmos complejos o instrumentos de muchas cuerdas. Además tendremos que adaptar el ritmo y el tono a las palabras y no las palabras al ritmo y al tono" 

Quizás pensáis que muy poco tiene que ver el mundo de hoy con lo que dijeron dos griegos hace más de dos mil años... pero no os hacéis una idea de lo que ha calado esto en la mentalidad colectiva occidental.  

Sólo me queda deciros que recordéis que este domingo tenemos fiesta 808, en el Inusual Project, de 18h a 24h, en la c/Paloma, 5, en el Raval, en Barcelona, y que si Sócrates o Platón aparecieran quizás entenderían por fin las "bellas virtudes" que nos regala la música electrónica. 

1 comentario:

  1. cuando los que, de alguna manera, representamos la electronica seamos mayores, todo esto será diferente y habrá algo nuevo ke esté mal visto y poco publicitado, espero..

    ResponderEliminar