jueves, 23 de diciembre de 2010

TROÑaco, Sucks Punk, me TRONcho... ¿Alguien da más?

¡Hola! ¡Uy! ¡Qué pasa!? ¡Dos días seguidos escribiendo entradas! ¿Qué me está pasando? ¿Será la Navidad que me inspira? ¿Será que en previsión a que mañana no me aguantaré ni los pedos he decidido postear otra entrada? ¿O simplemente que de golpe he sentido unas ganas irrefrenables de deciros una cosa?... Pues un poco de todo.

Desde el viernes sólo estoy oyendo mierda sobre la peli "TRON: Legacy". Todos los amigos que la han visto me dicen que es una auténtica basura, así que esa película que en principio no pensaba ver está ganando puntos para ser la que caiga en mi próxima salida cinéfila (... mi vertiente sadomasoquista  no me deja en paz).

A parte de recibir sólo malas críticas de la película, antes de su estreno leí unos cuantos posts en blogs que hablaban del tema que Daft Punk había hecho para la banda sonora, y la inmensa mayoría también dejaban la aportación del grupo a caer de un guindo. 

Pues hoy, en un arranque de buena voluntad, de espíritu navideño, de tolerancia y comprensión, voy a romper una lanza a favor de Daft Punk, porque quizás el tema no es el temón del año que todo el mundo esperaba, pero es que al fin y al cabo es una banda sonora. Es una canción que debe acompañar a la imagen, no comérsela. Me sorprendí a mí misma cuando tras escucharla más de 5 veces aún no era capaz de recordarla cuando iba en el metro, pero no creo que ese deba ser el objetivo de un tema como éste. Por otro lado, han conseguido mantenerse fieles a su rollo y me atrevo a decir que renovándolo obedeciendo a lo que está pegando ahora. Así que oye, no pondré el tema en una sesión, pero a día de hoy (yo) nunca he pinchado una banda sonora en ningún garito.

No os pongo el tema porque lo habréis oído fijo. Y sino lo buscáis en youtube, ¡ea!

miércoles, 22 de diciembre de 2010

Intenta que llegue más al fondo

Llevo un par de entradas hablando de lo que sale cuando juntas a unos rastudos reggeas con un negro gay de Chicago (nada bueno seguro...) y hoy voy a seguir un poquillo más, hablándoos de los "bleep and bass" (pitidos y graves).

En la ciudad de Sheffield (la ciudad del acero... la de Full Monty) las fiestas ilegales con los Sound Systems estaban en la cresta de la ola y el sello Warp Records pensó que era buena cosa unir la tradición del Sound System con el techno que se estaba haciendo en el Reino Unido, así que ficharon a unos cuantos artistas que aunque eran fieles a los primeros discos de Chicago y Detroit lo adornaban todo con unos graves que podrían haber salido de las cuevas más profundas de Mordor. 

En los estudios era muy típica la escena en la que los productores le pedían al ingeniero que desconectara los circuitos de protección para que el corte del surco en el disco fuera lo más radical posible. Lo guay era que se sobrecalentaran los cabezales que cortaban el máster haciendo que casi se rompiera. ¡Métele más hondo, más hondo!
Ahí tenéis por ejemplo el grupo Sweet Exorcist, que en su tema Testone consiguió sonidos por debajo de las frecuencias audibles tan sólo para conseguir que esas ondas hicieran retumbar el cuerpo.  


Y sobre esos bajos que hacían vibrar físicamente las barras de los locales se colocaban aquí y allá soniditos agudos, pitidos y ruiditos, dando forma a un nuevo estilo de música típicamente anglosajón que llegaría a su cúspide cuando el tema de Orbital  Chime entro en el top 20 de la lista en 1990.

Y aprovecho que tengo excusa hoy para dejaros con este pedazo de tema, Chime que fue de producción completamente casera. ¡¡¡Grandeeeee Orbital!!!



jueves, 16 de diciembre de 2010

Dirty Time...

Tanto si eres de los que suele entrar en este blog porque molas mucho, como si es la primera vez que entras, seguramente habrás oído ya el nuevo tema de los Black Eyed Peas, The Time (Dirty Bit).
Bien, el post de hoy se construye entorno a esta canción pero podría haber cogida otra, ¿ok? No tengo manía a los Black Eyed Peas, ni soy fan, ni nada. Es sólo que a raíz de esta canción he pensado cosas.
Dicho estoy voy al ataque:

Cuando escuché The Time por primera vez la vomitona fue inevitable. La idea de coger una canción "antigua" y hacerle marranadas no me molesta. Está de moda. No lo voy a negar. Pero no se trata sólo de eso. Se supone que se debe conseguir una obra donde estén bien integradas todas las partes, y que la marranada que se le hace al tema original fluya entre los acordes de éste de forma elegante. Vamos, todo lo contrario a lo que han hecho con The Time, donde es más que evidente que las dos partes de la canción no tienen absolutamente nada que ver, ni armónica ni emocionalmente y sólo se ha aprovechado el tirón de "Ay mira qué gracia, la canción de Dirty Dancing".

Vale. El siguiente input que recibí de este tema fue tomando un café con un amigo que me dijo que los Black Eyed Peas habían utilizado para esta canción una base de Deadmau5. Yo arrugué la nariz y al día siguiente buscando por youtube encontré esto:



Y aquí se me plantean un par de cosas: 

¿Se puede llamar plagio a algo así? 
Seguramente Debussy y Satie coincidieron con una sucesión de acordes en alguna de sus composiciones, pero no creo que ninguno de los dos pensara que el otro le había copiado. Sé que no estamos hablando de 3 acordes sino de una base entera con su bombo, su charles, su caja, y toda la pesca, pero... ¿Copiada?... pffff... "Curioso parecido" diría yo.

¿Que puedas sacar una canción en 5 minutos hace que ésta sea peor? 
Mis amigos lo saben: soy fan declarada de Deadmau5. Pero no creo que poder sacar una canción con la punta del cimbrel implique que ésta sea peor (aunque haya quedado claro que la canción para mí es bazofia). El problema no está en que desacredite la canción sino la forma en cómo lo hace.


Por cierto, siempre había visualizado la palabra cimbrel con zeta. Qué curioso.


martes, 14 de diciembre de 2010

Calla y Baila

Estaba dudando entre titular este post  "Welcome to the Jungle" o "Calla y Baila", y ya veis que me he decidido por el último, que le da un rollo más "tocacojones", ¿no?

Lo de "Calla y baila" viene del sound system "Shut Up And Dance" que en los 80's sin ellos saberlo crearon un nuevo estilo del que luego irremediablemente nacería el Jungle (ahora entendéis mi segunda opción de título). 

Shut Up And Dance estaba formado por tres tíos que juntaron un equipo y empezaron a montar fiestas como hacían muchos chicos durante esos años. Recogieron el legado de los sound systems de sus hermanos mayores "reggaenianos" pero pinchando temas de hip-hop y haciendo scratch, además de acelerar discos a saco (podían poner el tema de James Brown  "Funky President" a 130bpm...) para aumentar la energía de sus fiestas.

Grabaron temas e intentaron vendérselos a sellos discográficos, pero todos pasaban de ellos. Les decían que su música era demasiado rápida, dura, sucia, y que ese hip-hop acelerado no iba a encajar. Así que obedeciendo al primer mandamiento de la música, "Do it yourself", comenzaron a recorrer las tiendas de discos de Londres con sus copias prensadas. 
Resultado: exitazo. Pero lo más curioso es que el éxito les vino por donde menos se lo esperaban: mientras que la escena hip-hop les dio la espalda, los ravers que montaban fiestones en sus grutas ácidas fliparon con ese sonido. 

Os dejo un tema de su album "L10 To Get In" (10 libras la entrada) al que le siguió la secuela "L20 To Get In" (adivinad...), donde en la intro un tío se indigna porque se pensaba que la entrada costaba 10libras y otro le contesta que "No, tío, que tiene una remezcla extra!!". ¡Ayyy...qué grachiocho!

Por cierto, si lo escucháis vais a flipar con los descuadres de tiempos que se marcaban los tíos... Realmente se la sudaba todo mucho...


lunes, 13 de diciembre de 2010

Y al séptimo día...

...(que fíjate qué cosas más raras, cayó en lunes) descansó   :)


¡Gracias a todos!

jueves, 9 de diciembre de 2010

¡¡¡ 8 0 8 !!!

Hay que ver... cómo pasa el tiempo... Que un buen día te despiertas, y ya vuelve a ser domingo...  Y sin darte cuenta tienes montado un fiestón del quince en el Raval. 
Y es que por fin este domingo 12 de Diciembre vuelve la fiesta 808
Vuelve a tus orígenes y baila al ritmo de los tambores más cáusticos con Dj Sinkritherio. Date una ración de buen groove con Dj Fer, y remata la fiesta con un improvisado Telexketch que quemará los platos con sus vinilos de house. 
Y por supuesto si pinchas y te atreves te dejamos que metas baza en el asunto. 

Estaremos todos ahí en familia pasándolo bien y tomando algo. Porque esta fiesta la hacemos entre todos. 

¡Nos vemos el domingo! :) 


martes, 7 de diciembre de 2010

Lo de anoche fue un festivalón (parte II)

Eso de que "segundas partes nunca fueron buenas" en este caso no se va a cumplir.
Sé que hoy martes queda muy lejos ese jueves, pero quiero acabar de contaros lo que vi en el concierto de Soulwax.

Me quedé con el encantador Paul Chambers, pues bien, tras él, Soulwax ocupó el escenario, y como dijo mi querido socio "Estos tíos saben lo que hacen. Y lo que hacen, lo hacen muy bien", y añado yo: pero que muy bien. Es como si tuvieran las instrucciones de cómo hacer un buen concierto, y las siguieran sin mirar el manual. Pero no os confundáis, con esto no quiero dar a entender que fuera un concierto frío, nada de eso. Pero la veteranía y la seguridad con la que estaban plantados ahí delante de todos sabiendo cuándo apretar, cuándo aflojar, o cuándo dejarse llevar, me sobrecogió.

En este punto de la noche la gente ya se deslizaba por el Club Sant Jordi a sus anchas. Los cruces de miradas empezaban a ser más largos, y las sonrisas más amplias. La gente ya estaba preparada para que entrara Tiga, con su sonido más electro-techno, más duro, plano y recurrente. En su línea Tiga no defraudó, pero según mi parecer tampoco sorprendió.

Y al fin, a eso de la 1h de la mañana la radio de Soulwax empezó a sonar y entraron 2manydjs con nueva sesión y nuevos visuales. 
Desde aquí me declaro fan absoluta e incondicional de los visuales de estos deejays, que hacen que sus sesiones me parezcan las más divertidas y entretenidas que he visto nunca. La forma en como la imagen va narrando lo que 2many te van mostrando es absolutamente genial. ¿Que siempre hacen lo mismo? Sí. ¿Que no tienen nuevas ideas? Quién sabe, quizás sí. Pero para qué cambiar si lo que hacen sigue haciendo bailar y sonreír a la gente. Encontrar algo que te identifique y diferencie hoy en día es un valor añadido a eso del pinchadisqueo, y 2manydjs son un ejemplo muy claro de éxito.

Cuando acabó la sesión, con confeti y villancico final incluido, una servidora se tuvo que retirar, ya que lamentablemente en mi curro no me dieron fiesta el viernes.

Os dejo un fragmento de la sesión de 2many. Siento la calidad...

viernes, 3 de diciembre de 2010

Lo de anoche fue un festivalón (parte I)

Así tal cual lo suelto. 

Anoche el 50% del Colectivo HPF estuvo en el concierto de la gira que Soulwax ha montado para recibir la Navidad con mucha... ¡¡marcha!!


Viendo lo que pasó ayer en el Club Sant Jordi de Barcelona confirmo que en Barcelona tenemos muchas, muchas ganas de fiesta y nos entregamos como el que más cuando la ocasión lo merece (y eso que era jueves... no quiero ni imaginarme como van a estar esta noche los madrileños).

Hoy no puedo dejar de contaros cómo vi lo que vi:

La primera impresión al llegar al Club Sant Jordi era: FRÍO. Mucho frío. Normal, llegando a las 20h como llegamos no había prácticamente nadie y la rasca era considerable. 
La segunda impresión era: CARO. Muy caro. Aunque había que saber qué pedir y en qué cantidad, y si conseguías colar una petaquilla la cosa variaba bastante...

D.a.r.y.l abrió la sesión. ¡Pobrecito! Casi no tuvo público y la verdad es que lo hizo bastante bien. Moviéndose por sonidos muy "soulwaxeros" y manteniendo la expectación sin llegar a rematar la jugada nunca. Calentando motores que era lo que tocaba. Muy acertado. 

Luego vinieron Goose, con los que yo me quité la espinita de no haberlos podido ver en Razzmatazz hará cosa de un mes y medio. Un directo muy muy potente que, según mi opinión, mejora con creces el disco. Se entregaron del todo a un público que aún estaba con las chaquetas puestas y ubicándose en el espacio. El gran momento de su actuación fue el final del tema Words que transformaron en una especie de banda sonora épica y gloriosa que muy bien podría haber acompañado al trailer de Las Dos Torres. Yo me giré un par de veces esperando ver aparecer a Gandalf montado en Sombra Gris... 

Y luego apareció el encantador Paul Chambers. ¡Qué tío este Paul! Os digo que me conquistó con su chaquetica de lana con la cenefa invernal al uso y su cara de "Yo pasaba por aquí y me han dicho que pinchara un rato". Iba con la acreditación colgada al cuello yo creo que porque sino los seguratas no le hubieran dejado pasar al escenario. Y estuvo genial. Mantuvo el sonido que había abierto D.a.r.y.l y supo darle potencia de forma elegante. Con deciros que me acerqué a donde estaba y le grité "¡Paul!" y al mirarme añadí : "¡Tío! ¡Genial! ¡Estás pinchando súper bien!". Debió flipar un poco.

Uff... voy a dejarlo aquí. No quiero extenderme más que ya me he pasado tres pueblos. ¡Mañana os cuento lo que falta!

Os dejo el tema de Goose Low Mode que no tocaron y es el que esperé durante toda la actuación (supongo que a veces no se puede tener todo). Enjoy it!





miércoles, 1 de diciembre de 2010

Los Sound Systems

No sé si os pasará como a mí, pero yo me hago un lío tremendo con la cantidad de estilos, subestilos, metaestilos, y protoestilos musicales que hay dentro de la música electrónica. 
Si os digo: hardcore, jungle, drum'n'bass, UK garage, breaks, twostep y grime, puede que os quedéis así:  O_o ... O quizás así:   ¬_¬  ... O quien sabe si así:  *_* ...Pero todos estos estilos tienen una madre y un padre, y todos surgen gracias a esa línea de bajo imprescindible que está en el código genético de cualquier británico que se precie.  

La madre del cordero o en este caso de estos estilos fue el Reggea jamaicano (¡el padre fue el House!). Y es que aunque había población británica que venía de cualquier punto del Caribe la única música que se podía importar de forma intacta por estar grabada en discos era el Reggea. Y con el Reggea llegó el Sound System: unos altavoces made in home, un par de platos, y un deejay. Todo en la parte de atrás de una furgo, y a buscar alguna casa abandonada, almacén, o parte de atrás de algún garito donde montar la fiesta (¡anda! Casi como nuestras fiestas 808... xD). 

Pero a medida que pasaban los años, los hermanos pequeños de los que montaban esas fiestas donde sólo se podía escuchar Reggea, y sólo los tíos más duros podían bailar con las chicas, comenzaron a querer montar sus propias movidas y sin estar sujetos al imperio reggeaniano de sus hermanos mayores. La primera fue una fiesta de cumpleaños donde se utilizó el Sound System de Great Tribulation, y donde estuvo sonando música soul toda la noche. Un auténtico desastre. 

Aún así el cambio musical y de identidad ya había empezado: Ahora ya no eras un jamaicano oprimido por la vieja Britania, sino un británico negro que quería participar de lo que estaba pasando en su país.

Hoy os dejo un tema de uno de los ejemplos más claros del cambio de mentalidad que hubo en los años 80's:  Soul II Soul. Un grupo que comenzó siendo un Sound System de los que iban en una furgo apretados y pinchando soul en las fiestas adonde iban, y acabó siendo nº1 en las listas británicas.