martes, 2 de noviembre de 2010

¡¡Heil House!!

¡Hola! ¡Muy buenos días a todos! Antes de empezar quiero pedir disculpas porque estos días estoy a tope con todos los preparativos de la venida del Papa... Es vergonzoso no haber publicado ningún post desde el miércoles... "Por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa" (mientras me doy golpecitos en el pecho), pero hoy intentaré saldar la cuenta.

Hace unos días estábamos hablando de los hijos del House. Hoy asomaré un poco la cabeza por Alemania, a ver qué se cocía por ahí.

A mediados de los años 80's había surgido una variante del House, el Industrial, que vino con la "nueva ola Alemana", y el grupo DAF a la cabeza, que se tomaron lo del Industrial muy en serio, grabando ritmos con taladros.
Más adelante con la caída del muro del Berlín, la explosión fue brutal. Imaginaros la situación: hasta ese momento para la gente de la Alemania del Este el acontecimiento musical del mes podía ser conseguir colar desde el oeste un disco de Bob Dylan de hacía un par de años, y ahora, de golpe, las posibilidades eran infinitas.

Se empezaron a abrir locales en fábricas, almacenes, cámaras acorazadas, y hasta bunkers en el Berlín oriental. Eran antros donde apenas llegaba la luz del sol y el aire estaba más que cargado. Un ambiente que le iba ni que pintado al dress code que triunfaba en ese momento: máscaras de gas, monos de trabajo, complementos de camuflaje... Pues bien, en estos locales el dj pinchaba House y Techno cada vez más radical, hasta crear un estilo militar de lo más accesible y ad hoc para el pueblo alemán. Y además, para más jartura, el vacío legal en el tema los clubes permitía tenerlos abiertos mientras la gente siguiera dentro dándolo todo... Os podéis imaginar el panorama... 

Os dejo un tema de los DAF. Es más actual pero creo que es bastante representativo... (miedo).


1 comentario:

  1. DAF grande...

    hoy en día, perdiéndote por Berlín y entrando en garitos "realmente" underground todavía puedes captar toda la esencia de la caída del muro y las fiestas industriales interminables.

    enamorado de Berlín.
    saludos
    ::TLX::

    ResponderEliminar