jueves, 21 de octubre de 2010

"Welcome to the other side"

Con la tontería llevamos ya casi 3 meses y 15 entradas... Por ahora hemos estado en Chicago con su House, el de siempre, el de casa,... y en Detroit con sus pirados intelectuales haciendo música conceptual, el Techno. Vale, ¿y ahora qué?

Pues ahora me atrevo a deciros que en los Estados Unidos ya está todo el pescado vendido. Ahí se quedó el asunto, y desde ese momento toda la movida de las nuevas corrientes de música electrónica se amasó, horneó y sazonó en Europa.

En Gran Bretaña cogieron el House y lo descuartizaron y lo volvieron a enganchar con celo fluorescente haciendo Acid House. En Alemania lo moldearon a martillazos hasta convertirlo en Industrial. En los Paises Bajos debían estar cabreados, porque le subieron la velocidad y le añadieron un poco de mala hostia consiguiendo un heavy metal electrónico: el Hardcore.

Y mientras el Techno resistía ahí, intentando ser puro e incorrupto. Libre de pecado. La blanca flor... Pobrecitos... no sabían que el MDMA estaba a la vuelta de la esquina.

¿Y cómo sonaban estos estilos en su inicio? Hoy ya me pasado de mi máximo de palabras, pero mañana os cuento más :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario